Coca-Cola logra la meta: devolver 100% del agua utilizada en sus productos

De acuerdo con los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas, los desafíos de desarrollo sostenible del siglo XXI que enfrenta el mundo —desarrollo humano, ciudades habitables, cambio climático, seguridad alimentaria y seguridad energética— tendrán como principal encomienda la gestión correcta de los recursos hídricos y el acceso a servicios confiables de abastecimiento de agua y saneamiento, lineamiento que se encuentra integrado en el ADN de la Industria Mexicana de Coca-Cola (IMCC).

Fue en 2007 que Coca-Cola adquirió el compromiso de devolver el 100% del agua que emplea en la elaboración de sus productos para el año 2020, objetivo que se ha cumplido por tercer año consecutivo, al devolver más del porcentaje establecido cinco años de lo contemplado originalmente. Esto gracias a su Programa Nacional de Reforestación y Cosecha de Agua (PNRCA), iniciativa cuya estrategia primordial es la restauración ecológica, reforestación y mantenimiento de los bosques para impulsar así la conservación del suelo y la respectiva recarga de mantos acuíferos.

El PNRCA consta de cinco proyectos principales: ollas captadoras de agua, tratamiento de agua residual, cisternas comunitarias, plantas purificadoras, techos captadores y huertos de traspatio. Estas acciones representan un valor compartido para las comunidades, al contar con este vital recurso para su aprovechamiento, incentivando a su vez la cultura de reutilización de aguas residuales, captación de lluvia, manejo responsable del recurso, así como ser un detonador potencial de proyectos productivos locales. Más información aquí.